Altura de los puentes: cuando los datos duros desmoronan caprichos técnicos

03 marzo 2021

Pese a ser una cuestión estratégica y no técnica, en Argentina la altura para doble contenedor fue anulada en 2009 y ratificado ese rechazo de la CNRT en 2017.


A la derecha, un tren de vagones en su mayoría de dos pisos en Birmingham (Alabama, Estados Unidos). En Argentina el camino tomado es diferente. Imagen de David Brossard con licencia Creative Commons .


Por Jorge de Mendonça (*), especial para Argenports.com

(*) PG en Política y Planificación de Transporte.

   El 70% de la población de América está en los 4 países que acumulan el 92% del PBI del continente.

   En materia de logística, los cuatro apostaron a la integración de la Economía de Transporte Intermodal (ETI) que fortalece a ferrocarriles y cabotaje fluviomarítimo a partir de la contratación masiva y a mediano o largo plazo por parte de los operadores logísticos (del camión en particular).

   Los 4 disponen de ferrocarriles cuyas alturas de puentes y túneles permiten la circulación de un contenedor arriba del otro en los vagones ferroviarios.

   Los 4 dispusieron un estándar de contenedor y semirremolque para el comercio interior y regional, de 53 pies (16,16 m de largo, solo 65 cm más que el máximo existente en los otros 31 países).

   Brasil en 2018 logró el primer corredor ferroviario con contenedor en doble pila y en enero de 2021 avanzó sobre la habilitación del estándar de 53 pies.

   En Argentina la altura para doble contenedor fue anulada en 2009 y ratificado ese rechazo de la CNRT en 2017 "porque tenemos un ferocarril europeo" ¿bajito?

   Necesitamos que los directivos políticos y empresariales superen esas barreras de algunas culturas técnicas.

   La altura de puentes o largo de camiones, no son una decisión técnica, sino estratégica (Poniendo a las técnicas como facilitadoras del objetivo y freno en pos de la seguridad disponiendo soluciones en lugar de barreras).